[ # ][ ^ ][ <- ][ -> ]

Primeras manifestaciones culturales

Las primeras manifestaciones culturales de importancia se remontan a la época prehistórica. Ya en el período paleolítico, alrededor del 15.000 a.C., existía una cultura franco-cantábrica de arte cavernario que se extendía desde el norte de España, a través de Europa, a Asia. Se manifestaba en figuras de animales policromas pintadas en cuevas, con fines mágicos o religiosos. La obra maestra de esta época es la gran galería de las Cuevas de Altamira, en Cantabria, llamada la Capilla Sixtina del período artístico Cuaternario, y de la cual se puede ver una réplica exacta en el Museo Arqueológico Nacional de Madrid.

Durante la siguiente época, el Mesolítico, las pinturas corresponden a la escuela levantina, de origen africano y localizada en los refugios rocosos que se extienden desde Lérida (Cataluña) a Albacete (Castilla-La Mancha). Representan la figura humana. Algunos críticos han señalado la relación entre la revolución pictórica impulsada por Picasso y estos antecedentes artísticos de la prehistoria española.

Durante el primer milenio antes de Cristo, apareció una cultura de grandes estructuras megalíticas (navetas, taulas, talayots) entre las que destaca la Naveta del Tudons, cerca de Ciudadela (Menorca). Al mismo tiempo, en la cuenca baja del valle del Guadalquivir, se desarrolló la mítica cultura de Tartesos, que mantenía relaciones comerciales con las colonias fenicias y, de acuerdo con algunos especialistas, con el mito de la Atlántida. El Museo Arqueológico de Sevilla exhibe el espléndido tesoro de Carambolo, una excepcional muestra de esta civilización. También durante este período, se desarrollaba en Almería una cultura simbolizada por dólmenes en galerías cubiertas y cámaras funerarias circulares, bajo una falsa bóveda.; la cueva de Menga, cerca de Antequera es la más representativa.

Entre los primeros pueblos que habitaron la península estaban los celtas, cuya cultura fue la responsable, según la evidencia disponible, de grandes esculturas de animales, tales como los toros de Guisando, en Ávila; y los iberos, cuya cultura es una mezcla de varias influencias mediterráneas ilustrada por las tres figuras femeninas que exhibe el Museo Arqueológico Nacional de Madrid - las Damas de Elche -, procedentes de la colina de Los Santos (Montealegre, Albacete) y de Baza. También los griegos fundaron colonias a lo largo de la costa mediterránea y dejaron importantes restos artísticos en lugares como Ampurias (Gerona).

Para más información, por favor escriba o llame a:

MUSEO ARQUEOLÓGICO NACIONAL
Serrano, 13
28001- MADRID
Tel.: (1) 577 79 12
Fax: (1) 431 68 40

Muchas gracias.

--------------------------------
Reconocimientos